Stuff

Top 10: Los mejores (y quizás más absurdos) momentos de la saga Duro de Matar


7. “Ah no. No! No, no, you’re not gonna open up to me before we die. That’s not your thing, John. Fucking killing bad guys, that’s your thing!”

 

 

 

Con Duro de matar: Un buen día para morir se sintió el agotamiento de la franquicia y sobre uso de los efectos digitales (¡John McClane no debe tener un doble digital, lo suyo es el efecto práctico en el set para que creamos que Bruce Willis está realmente chorreando sangre por cada poro de su ser!). Por eso no está en esta lista la persecución en la autopista ni la parte final en Chernóbil. Elegimos este momento, un clásico tiroteo en el salón de baile de un hotel y la posterior huida las mortales ráfagas de un Hind-F con doble cañón de 30 mm. Un momento entre padre e hijo para no ponerse sentimentales.

 

Anterior  Siguiente