Cine

La Teoría del Todo (Reseña)


La vida de Stephen Hawking, una de las mentes más brillantes en la historia del planeta, llega al cine de forma efectiva, aunque no tan genial como podría haber sido. No obstante, es una de las películas fuertes para los próximos Golden Globes (y sin duda, para los Oscars), gracias a sus sobresalientes actuaciones.

 

teoriadeltodo_res_poster

 

The Theory of Everything
Universal Pictures

Dirige:
James Marsh (Man on a Wire)

Escribe:
Anthony McCarten, basado en el libro Traveling to infinity: My life with Stephen de Jane Hawking

Actúan:

  • Eddie Redmayne (Los Miserables)
  • Felicity Jones (El Sorprendente Hombre Araña 2)
  • Charlie Cox (Stardust)
  • David Thewlis (Red 2)

¿De qué trata?

Basada en las memorias de la primera esposa de Stephen Hawking, La Teoría del Todo es una mirada a la vida profesional y, sobretodo, personal del divulgador científico y astrofísico más famoso de nuestros tiempos. En ella seremos testigos de cómo el joven Stephen (Redmayne), quien está estudiando el doctorado en la universidad de Cambridge, conoce y se enamora de Jane Wilde (Jones), una bella estudiante de literatura medieval española. Paralelamente a su romance, vemos los primeros efectos de la enfermedad neurodegenerativa que lo dejará casi paralizado por completo y su lucha por seguir adelante a través de los años.

Como bien pueden darse cuenta, esta biopic de Stephen Hawking es en realidad una historia de amor y superación personal (para enfocarse en sus logros académicos e investigaciones, lean Breve historia del Tiempo) y como tal, cae fácilmente en las fórmulas de este tipo de dramas. Pero son fórmulas que hacen funcionar la historia, cuyo mayor logro es “humanizar” (en el mejor de los sentidos) la imagen de este genio de la física moderna, sobretodo en la breve dosis de humor que tiene la película y un par de chistes que gustarán a los Whovians. Es una forma interesante de acercarse a la vida de este hombre, cuya degeneración muscular no limitó su capacidad para seguir en la búsqueda de “una elegante y simple ecuación que explicará todo en el universo”.

 

teoriadeltodo_res_img2

 

Lo más destacado de la película son las actuaciones. Eddie Redmayne está impresionante como Stephen Hawking. Su transformación, mientras va avanzando la enfermedad, es increíble. Uno simplemente se olvida que estamos ante un actor y nos hace creer que vemos al verdadero físico teórico. También Felicity Jones logra una sobresaliente y fuerte actuación al interpretar a Jane Hawking y su dilema entre la responsabilidad y el amor verdadero. Y no puedo dejar fuera a Charlie Cox (el próximo Darerevil), quien da vida en pantalla a Jonathan Hellyer Jones, un joven viudo que poco a poco va formando parte de esta familia.

La película se toma su tiempo para llegar a donde va en cada etapa de este matrimonio y como van afrontando la enfermedad incurable de Hawking, diagnosticada a las 22 años de edad y con la que según los doctores, tendría a lo mucho dos años más de vida. Amor, comprensión, tolerancia, apoyo y sacrificio es lo que vemos a lo largo de sus 123 minutos de duración. Por supuesto que vemos los momentos más sobresalientes de la carrera del físico, estando siempre presente Jane, quien nunca dejó de tener la fortaleza para hacerse cargo de sus tres hijos y su esposo. Y que exageradamente es retratada como una santa en la película (tomando en cuenta que se basa en el libro que ella misma escribió, es comprensible). Aunque el propio Stephen Hawking calificó como “bastante acertada” la historia que vemos en pantalla.

¿Cómo llegó Hawking a su teoría de la singularidad en el espacio-tiempo? ¿Qué tanto afectó la enfermedad su cuerpo en un inicio? ¿Cómo perdió el habla? y ¿Cómo funciona la tecnología con la que se ayuda para comunicarse hoy en día? Esas son algunas de las preguntas cuya respuesta encontrarán en La Teoría del Todo, una película que sin duda sonará mucho en las próximas entregas de premios.

 

TTOE_D17_ 05356.NEF

Geekometro

Final Thoughts

Overall Score 3.6