Cine

Iron Man 3 (Reseña)


La fase 2 del universo Marvel da inicio oficialmente con la tercera aventura cinematográfica de Iron Man en solitario, en donde su mayor reto no será el virus Extremis, ni su archienemigo el Mandarín, sino la legión de cinéfilos que esperan ver algo del mismo nivel que The Avengers.

 

 

poster_iron_man3

Iron Man 3
Walt Disney Pictures

Dirige:
Shane Black (Entre Besos y Tiros)

Escribe:
Drew Pearce y Shane Black

Actúan:

  • Robert Downey Jr. (Sherlock Holmes)
  • Gwyneth Paltrow (Contagio)
  • Ben Kingsley (El Dictador)
  • Guy Pearce (Prometeo)

 

¿De qué trata?

Luego del ataque a Nueva York de los Chitauri, donde casi pierde la vida al salvar la de millones, Tony Stark (Downey Jr.) ha quedado con un fuerte trauma que lo tiene contra las cuerdas. Ha demostrado ser un héroe como Iron Man, pero a un alto costo. Su personalidad ha cambiado y también duda de su rol como protector. Razón por la que ha dedicado sus últimos días a mejorar su tecnología y crear toda una serie de nuevas armaduras, siendo la Mark 42 su máxima. Pero una nueva amenaza busca poner en jaque al gobierno norteamericano, un terrorista que responde al nombre de El Mandarín (Kingsley), quien ha atacado con una nueva y desconocida arma. Al mismo tiempo, Aldrich Killian (Pearce), un ególatra hombre de negocios y desarrollador del virus Extremis (el cual incrementa las habilidades humanas), reaparece en la vida de Stark para ajustar viejas cuentas.

El cierre de la trilogía de Iron Man es el acto más oscuro y menos condescendiente de ella. Lo primero que queda claro es el cambio de estafeta: Jon Favreau regresa como Happy Hogan pero ya no vuelve a ocupar la silla del director, como lo hiciera con las anteriores. Ese lugar corresponde ahora a Shane Black, quien es considerado como uno de los escritores pioneros del género de la acción ya que a él le debemos la creación de Arma Mortal y El último Boy Scout. Lo cual resulta curioso, pues Black sólo había dirigido anteriormente una película, la comedia de acción Entre Besos y Tiros (Kiss Kiss, Bang Bang), donde trabajó con Robert Downey Jr. Y a decir verdad, sale bien librado en el oficio de director, pues entrega buenas actuaciones y grandes secuencias de acción, sin perder el ritmo o aburrir al espectador. Su problema está en su otro trabajo como co-escritor. Ya que junto a Drew Pearce, comenten un acto sacrílego con el Mandarín, mismo que hace que los fanboys se atraganten con las palomitas a media película. Y va más allá de despojarlo de sus rasgos y estereotipo de místico chino para aterrizarlo como un Bin Laden. ¿Acaso no tenían idea de que el Mandarín es para Iron Man lo que Lex Luthor para Superman? ¿Tanto emocionarnos desde la primera película con el grupo terrorista de los Diez Anillos y su líder (de quien decían, que veríamos enfrentarse con Iron Man de forma épica en una futura película), para esto? Por muchas ganas que tenga de advertirles, no les soltaré el spoiler.

Y aunque está película se apoya mucho en la historia de Extremis, escrita en los cómics por Warren Ellis, los escritores se toman varias libertades creativas para crear a un grupo de rivales físicos, que harán sufrir a Iron Man y a Iron Patriot (la armadura anteriormente conocida como War Machine), para tener al final una secuencia de acción memorable. Y sin duda Guy Pearce hace un buen villano aquí, quien representa el elemento fantástico de los cómics y que por momentos pareciera que la película pretende prescindir.

Iron Man 3 resulta un película entretenida, que va a gustar mil veces más al espectador casual que al lector de cómics. Tiene sus buenos momentos y también sus resbalones: Se agradece que Tony Stark presente una nueva faceta y que por momentos deje de ser el engreído sabelotodo que nos compró desde la primera vez que lo vimos en la piel de Robert Downey Jr hace 5 años, por fin se explota más al personaje de Pepper Potts y resulta todo un nerdgasmo ver 40 armaduras en acción al mismo tiempo (Eso dicen, yo la verdad no tuve tiempo de contarlas todas). Pero por otro lado, el personaje de James Rhodes (Don Cheadle ahora como Iron Patriot), sigue pareciendo que está de más. Y en serio, ¿Esa escena post-créditos fue lo mejor que se les ocurrió? ¿Y dónde quedó S.H.I.E.L.D.?

 

ironman301

 

Lo bueno

  • Si algo se debe decir favorable de Iron Man 3 es que no resulta una trama predecible, ni repetitiva. Es arriesgada y tiene varias capas, algunas ideas funcionan y otras de plano no. Su mayor acierto fue esa crisis de identidad que presenta Tony Stark, ¿El hombre hace al traje o el traje hace al hombre?
  • Las actuaciones de Robert Downey Jr y Gwyneth Paltrow mantienen el nivel, además de la química entre ellos hace creíble la parte romántica de la película y se entiende la motivación de nuestro héroe, que curiosamente, está es la película donde aparece menos tiempo enfundado en su armadura el señor Stark.
  • Los efectos visuales y secuencias de acción son mucho muy superiores a las anteriores películas. Sobre todo las escenas de destrucción. Se nota la inversión de sus 200 millones de dólares de presupuesto.

 

Lo malo

  • Para ser el arranque de la fase 2 de Marvel, el resultado es tibio. Sabíamos que no podría superar ese monstruo que fue Los Vengadores, pero tampoco esperábamos que fuera una de las películas más inferiores de las producidas directamente por Marvel.
  • ¿Pues ya ni para que decir que el Mandarín, verdad? Y muchos, me incluyo, fuimos a ver este tercer acto sólo para contemplar a la némesis de Iron Man, quien desde el momento en que se escucha en el primer tráiler decir: “Lección número uno: los “héroes” no existen”, ya nos había ganado.
  • Hay demasiado humor y excesivos diálogos que pretenden ser chistosos. ¡Es Iron Man, no el Hombre Araña!

 

En Resumen

Desde el primer tráiler, se decía que esta tercera parte sería “Iron Man Rises” y curiosamente, si tienen similitudes con el final de la trilogía del Batman de Nolan. Que nos hace pensar en el futuro del personaje dentro del universo fílmico de los Vengadores. ¿Qué rol tendrá Tony Stark en The Avengers 2? Por otra parte, para muchos esta es la Spider-Man 3 de Iron Man. Y la verdad es que no están del todo equivocados.