Cine

Carrie (Original VS Remake)


Desde hace unos cuantos días ya está disponible en formatos caseros la nueva adaptación de Carrie, dirigida por Kimberly Peirce (Los Muchachos no Lloran) y protagonizada por Chloë Grace Moretz y Julianne Moore. Y como todo buen remake, le ha llegado su momento para ser enfrentada con su original aquí en Monsters & Geeks.

Carrie es la primera novela de Stephen King llevada al cine en 1976, por Brian De Palma. En aquellos días impactó de sobremanera a la audiencia (sobre todo en la escena final), convirtiéndose rápidamente en una película de culto para los seguidores del cine de terror, quienes hacían reverencia ante Sissy Spacek y Piper Laurie por sus grandes actuaciones como las mujeres White.

Todo mundo ha visto al menos una de las versiones que existen de esta historia. Si no es así, pues les diremos que básicamente, Carrie es como la historia de la Cenicienta, pero que sale mal. De cualquier forma, ya pueden comprar o rentar cualquiera de las dos versiones cinematográficas.

Así que demos inicio al enfrentamiento:

Carrie

A pesar de representar a Carrie como una chica temerosa y retraída, ambas interpretaciones son muy diferentes. La Carrie de Sissy Spacek era muy frágil y cohibida, además de extraña. Su apariencia y comportamiento la hacían ver rara, sumado a la buena actuación de Spacek (misma que le valió una nominación al Oscar), esta Carrie del 76 no sólo causaba lástima, sino miedo. Prueba de ello es esa mirada perdida cuando está a punto de desatar el infierno, luego de recibir un baño de sangre. Ahora bien, la Carrie de Chloë Grace Moretz no luce tan traumada, se ve que disfruta de sus poderes sobrenaturales; hasta se puede decir que es sádica. Basta con ver el momento en que mata a Chris y a Billy. Y cuando las cosas van mal con ella, da ternura en lugar de lástima y enseguida quisiéramos apapacharla. Además, esta Carrie del siglo XXI es más curiosa y le hace frente a su madre casi en todo momento.

Bullying

Este es el punto más notorio del remake, donde se justifica por qué habría que actualizar la historia para conectar con la generación actual. Ya no se trata solamente del denigrante incidente en el baño, después de que Carrie entra en shock al tener su primera menstruación. Ahora sus compañeras usan sus teléfonos celulares para grabarla y hacer que la humillación sea mayor al compartir el video con otros compañeros de escuela. La vergüenza de Carrie crece exponencialmente, con cada compañero con el que se cruza en los pasillos y su mirada le dice: “Te vi en YouTube”. ¿Cómo no cobrar venganza al final de la película?

 

carrie_ovsr_img1

 

Villanos

Los Billy Nolan y Chris Hargensen de la versión de Brian De Palma, interpretados por John Travolta y Nancy Allen, eran los preparatorianos enfadosos que sólo querían perjudicar a Carrie por ser la rara y divertirse en el proceso. No mostraban indicios de ser psicópatas, como los interpretados por Alex Russell y Portia Doubleday en la nueva adaptación, donde son sumamente violentos y actúan con saña y odio contra Carrie. Por ello su muerte resulta un castigo más cruel, aunque son eliminados en las mismas circunstancias que en la original.

Madre

Estamos ante el verdadero monstruo de esta historia: Margaret White, la madre sobreprotectora y religiosa extrema de Carrie. Piper Laurie fue nominada al Oscar y al Globo de Oro como mejor actriz de reparto en 1977. Algo muy merecido por su trabajo, que realmente asusta. Pero a mi gusto y el de muchos, la actuación de Julianne Moore eleva el nivel terrorífico de la Sra. White, pues no sólo es una fanática religiosa que ve la connotación sexual pecaminosa en todo, también deja muy en claro su desorden mental, mientras se lacera la piel a sí misma. Y después de ver la nueva escena con que abre el remake, no queda la menor duda de que es una mujer de cuidado.

 

carrie_ovsr_img2

 

Telequinesis

La forma en que Carrie manifiesta sus poderes ha sido actualizada, gracias a los efectos digitales y lo empapada que ha estado la cultura popular en estos temas en los últimos años; basta con tomar por ejemplo a ciertos mutantes. La Carrie de Spacek era sutil al usar su poder mental, sólo le bastaba con dirigir la mirada hacia los objetos que quería mover. En cambio, la Carrie de Moretz señala y hace movimientos con las manos, inspirada en el uso de La Fuerza por parte de Darth Vader o en la misma concentración telequinética con efecto dramático de Jean Grey. Además, esta Carrie del siglo XXI puede elevarse por los aires y romper el pavimento de un pisotón, como si de Hulk se tratara.

Gore

Es otra época y los jóvenes cinéfilos ya están tan acostumbrados a la sangre, que quieren más en sus remakes. Y está nueva Carrie se los da. En la original, las muertes no eran nada gráficas. No había necesidad de ello, con tener una loca con poderes mentales, ensangrentada y moviendo objetos en el baile de graduación, era más que suficiente para impresionar al público. Ahora, vemos a detalle varias de las muertes que causa Carrie en esa fiesta y con cierta inventiva al hacerlo. Vaya, hasta Chris se pone hardcore a la hora de matar al cerdo que desangran para bañar a Carrie en su broma macabra.

 

carrie_ovsr_img3

 

Como pueden ver, aunque ambas parten del mismo material original, el resultado final es diferente entre cada una de ellas. La nueva versión de Carrie me parece entretenida, pero falta de impacto. No hay ninguna sorpresa al conocer el libro y la película del 76. Sería bueno saber la opinión de algún joven que se acerca a la historia de Carrie White por primera vez gracias a esta nueva versión. Porque todos los cinéfilos veteranos estarán de acuerdo con la opinión del mismo Stephen King: “¿Por qué hacer un remake de Carrie cuando la original es tan buena?”